20 octubre 2016

Wanda Jackson


Hoy cumple 79 años la guitarrista y cantante norteamericana Wanda Jackson, nacida en Maud (Oklahoma). A mediados de los cincuenta Wanda fue de las primeras cantantes de rockabilly, conocida por muchos como la 'Primera Dama' o la 'Reina del Rockabilly'.

Jackson mezclaba en su repertorio música country tradicional con trepidantes temas rockabilly y cuando el estilo perdió popularidad a mediados de los sesenta, pasó a tener una brillante carrera en el country. En los años ochenta y noventa su música resurgió gracias al movimiento revival de bandas rockabilly europeas y en 2009 fue admitida en el Salón de la Fama del Rock and Roll como 'figura de influencia temprana'. En 2011 publicó un álbum producido por Jack White, en el que Wanda demuestra que nunca se es lo suficientemente viejo para el rock'n'roll.

Aunque nacida en Oklahoma, desde los cuatro años Wanda Jackson se crió en California. Su padre, músico, le compró una guitarra y la animó a aprender. También la llevaba a ver en directo a músicos como Spade Cooley, Tex Williams y Bob Wills, quienes dejaron su huella en la pequeña Wanda. En 1948 la familia regresó a Oklahoma, y unos años después, ganó un concurso de talentos que le permitió tener un programa propio de radio de quince minutos el cual se emitía a diario por una emisora local y en el que cantaba sus canciones.

Wanda y Elvis
El cantante Hank Thompson la oyó cantar y la invitó a cantar con su banda, los Brazos Valley Boys. Grabó un par de canciones en el sello de Thompson, Capitol Records, como 'You can't have my love', cantada a dúo con Billy Gray, el líder de la banda de Hank. La canción fue publicada en single y alcanzó el puesto 8 de las listas de country. Wanda pidió ser contratada por Capitol, pero el productor Ken Nelson le dijo: 'Las chicas no venden discos'. Wanda probó fortuna con Decca y ellos sí firmaron con ella. Tras terminar sus estudios, Jackson comenzó a realizar giras acompañada de su padre. En alguna de ellas coincidió con Elvis Presley -con el que tuvo una breve relación-, quien la animó a pasarse al rockabilly. En 1956, Ken Nelson de Capitol, enmendó su error y contrató a Wanda para grabar una serie de singles en los que mezclaban el country con el rock and roll. 'I gotta know', alcanzó el puesto 15 en las listas country.

Durante estos años, los vestidos que Wanda llevaba en escena estaban diseñados por su madre. A diferencia del resto de mujeres del country que solían llevar vestidos tradicionales, Wanda aparecía con faldas de flecos, tacones y largos pendientes, siendo de las primeras que introdujeron el 'glamour' en la escena country. Siguió grabando discos hasta el final de la década, en los que pedía al productor Ken Nelson que sus discos sonaran como los de sus compañeros de sello Gene Vincent and the Blue Caps. Nelson contrataba para las sesiones a experimentados músicos de sesión, incluyendo al pianista Merill Moore y a un entonces desconocido Buck Owens.

Wanda y los Party Timers
Con su personal y único estilo vocal y su animado repertorio, Jackson grabó varios temas que tuvieron su influencia en el rock and roll de aquellos tiempos, como 'Hot dog! That made him mad', 'Mean, mean man', 'Honey bop' y 'Fujiyama mama', que fue nº1 en Japón a pesar de sus referencias a las bombas lanzadas en 1945: "I've been to Nagasaki, Hiroshima too / The things I did to them baby, I can do to you" (Estuve en Nagasaki, también en Hiroshima / Las cosas que les hice / no te las puedo hacer a tí, baby). Aunque en EE.UU no pasaban de ser hits regionales, en Europa y Japón sus fans crecían en número. En febrero y marzo de 1959 realizó sendas giras por Japón.


En 1960 consiguió un Top40 en las listas pop con 'Let's have a party', un tema que Presley estrenó como 'Party' en la película 'Loving You' (1957). Le acompañan en esta grabación los Blue Caps. En directo, Wanda tenía su propia banda llamada The Party Timers, con el pianista Big Al Downing y el guitarrista Roy Clark en sus filas.

Su carrera en el country también empezó a despegar con el tema 'Right or wrong' y 'In the middle of the heartache', ambas Top10 en las listas country y Top40 en las de pop. El repentino éxito de sus discos, llevó a Capitol Records a reeditar todo su material de rock'n'roll de los años cincuenta en dos álbumes, 'Rockin' with Wanda' y 'There's a party goin' on', que incluían temas como 'Tongue tied' y 'Riot in the cell block #9'. Sus siguientes álbumes 'Right or wrong' (1961) y 'Wonderful Wanda' (1962) contenían temas como 'Slippin' and slidin', 'Brown eyed handsome man', 'Stupid cupid', 'Little bitty tear' y 'If I cried every time you hurt me'. En 1963 publicó 'Two sides of Wanda' en el que alternaba temas de rock'n'roll con temas country e incluía el tema 'Whole lotta shakin' going on', de Jerry Lee Lewis. Por este álbum fue nominada por primera vez a un Grammy.

A comienzos del año 1965, Jackson fue invitada por el sello asociado a Capitol en Alemania, Electrola, a grabar en alemán. Su single debut en lengua extranjera fue 'Santo Domingo'. Alcanzó el Top5 de las listas alemanas y fue considerada una estrella del rock, sobre todo gracias a la revista juvenil 'Bravo' que hizo una gran promoción de la artista. Hasta 1968, Wanda grabaría ocho singles más en alemán que fueron recogidos en el álbum 'Made in Germany'. Entre ellos, 'Doch dann kam Johnny', 'Ohne Sterne' y 'Wenn der Abschied kommt', éxitos en Alemania. También grabó en holandés ('Morgen, ja morgen') y japonés

Cuando la música rockabilly perdió su popularidad a mediados de los años sesenta, Wanda se concentró en el mercado country, donde durante los siguientes diez años obtendría varios hits como 'The box it came in' (1966), 'Tears will be the chaser for your wine', 'Both sides of the line' (1967), 'A girl don't have to drink to have fun' (1968), 'My big iron skillet' (1969), 'A woman lives for love' (1970), 'Fancy satin pillows' y 'Back then' (1971).

Al principio de los años setenta Wanda y su marido pasan por una etapa religiosa y se convierten en 'cristianos renacidos', por lo que Wanda pasó a grabar música gospel y en 1972 se publicó 'Praise the Lord'. Finalizado su contrato con Capitol Records, Wanda siguió grabando en pequeños sellos relacionados con la iglesia evangélica. Aunque ella pretendía grabar una mezcla de country y gospel, los sellos en los que grababa no estaban interesados.

Wanda en 2003
A comienzos de los años ochenta surgió en Europa una corriente nostálgica por el rockabilly. Wanda fue invitada a actuar allí y estuvo realizando giras por Escandinavia, Inglaterra y Alemania, al mismo tiempo que su música seguía ejerciendo influencia en nuevos valores country como Pam Tillis, Jann Browne y Rosie Flores. Precisamente con Rosie Flores se embarcó Wanda en 1995 en una gira por EE.UU, la primera que realizaba por allí en casi 25 años. En 2003 grabó su primer álbum desde los ochenta, 'Heart Trouble', en el que contaba con colaboraciones de Elvis Costello, The Cramps y Rosie Flores.

En 2009 se anunció que Wanda Jackson estaba trabajando con Jack White. El resultado fue el álbum 'The Party Ain't Over' (2011), que fue presentado en enero de 2011 en el programa de David Letterman. Entre otros otros temas el álbum incluye versiones de viejos éxitos del rock, como 'Rip it up' o 'Nervous breakdown', así como un tema de Bob Dylan ('Thunder on the Mountain') y otro de Amy Winehouse ('You know that I'm no good').
Su última entrega hasta la fecha y el que hace el álbum nº 31 de su discografía ha sido 'Unfinished Business' (2012) publicado en Sugar Hill Records y producido por Justin Twones Earle.

No hay comentarios:

Publicar un comentario