08 noviembre 2016

Rickie Lee Jones


62 años cumple hoy la cantautora y productora norteamericana nacida en Chicago (Illinois) Rickie Lee Jones. A lo largo de su carrera, Jones ha experimentado con una amplia variedad de géneros que incluyen el rock, rhythm and blues, pop y jazz, dando lugar a un estilo personal de difícil clasificación. Si bien sus primeros trabajos gozaron de un notable éxito comercial, su inconformismo musical la convirtió en una artista de culto fuera de su país.

Rickie nació como la tercera de cuatro hijos de la pareja formada por Bettye y Richard Jones, ambos camareros, aunque Richard también cantaba y tocaba la trompeta. La familia se mudó a Arizona en 1959, donde Rickie creció montando a caballo, estudiando danza y practicando la natación. A los diez años se mudaron a Olympia (Washington), donde sus padres, cuya relación no dejó nunca de ser conflictiva, se separaron definitivamente. En 1969, durante una estancia con su padre, Rickie viajó con unos amigos a un concierto rock celebrado en California. Nunca regresó a casa y deambuló por la zona en plan hippie tocando la guitarra y cantando en bares y clubs de Venice (California) donde se hizo famosa su versión de 'My funny Valentine'. Allí conoció al pianista y compositor Alfred Johnson y juntos compusieron en una semana muchos de los temas más populares de Jones.

Tras una actuación del cantautor Ivan Ulz en el Troubadour, en la que Rickie cantó un par de canciones, conoció a Tom Waits y los dos iniciaron una de las relaciones más notorias y recordadas de la época. Rickie es la chica que aparece de espaldas com Tom en la contraportada del álbum 'Blue Valentine'. A ambos les costó años para que les dejaran de preguntar por el otro en las entrevistas cuando la relación acabó. Uno de los amigos y vecinos de la pareja era Chuck Weiss, músico excepcional y otro festero de parecidas proporciones. Un día, Tom contestó una llamada telefónica de Chuck, y cuando colgó el teléfono, Rickie le preguntó "Quien era?". Tom entre risitas dijo "It was Chuck E. Chuck E.'s in love again..." (Era Chuck, y se ha vuelto a enamorar).


Ese fue el título de su primer éxito extraido de su álbum debut, 'Rickie Lee Jones', publicado en febrero de 1979 y que alcanzó el puesto nº3 de las listas y recibió un Grammy por 'mejor artsita revelación del año'. Dos años después, el álbum había vendido más de dos millones de copias sólo en Estados Unidos.

En 1981 apareció su segundo álbum, 'Pirates', que musicalmente era bastante más ambicioso que el anterior, introduciendo elementos de jazz, R&B, bebop y temas de Broadway, con numerosos cambios de tempo, estructura y atmósfera. Fue Top5 en las listas estadounidenses y Top40 en las británicas. El año siguiente lo pasó realizando giras de promoción del álbum y editó un EP de ocho canciones con descartes de sesiones anteriores y algún tema nuevo, 'Girl At Her Volcano' (1983). Rickie era por aquel entonces lo que se puede llamar una politoxicómana. Era adicta a la heroína y la cocaína, aunque la peor de sus adicciones la sufría con el alcohol. Un día dijo basta y dejó de beber. Se trasladó a Paris donde residió durante cuatro meses en un apartamento de $800 en el Boulaverd des Invalides, para recuperarse y en septiembre de 1984 se publicó su último trabajo para Warner, 'The Magazine', que resultó un fracaso comercial.

A continuación Rickie desapareció de la escena durante casi cinco años, los cuales empleó en viajar y en encontrarse a sí misma. En Tahiti conoció al músico francés Pascal Nabet-Meyer con quien tuvo en 1988 su primera hija, Charlotte Rose. Con renovado control sobre su vida, se sintió con las fuerzas suficientes para retomar su carrera musical y el resultado fue 'Flying Cowboys' (1989), con producción de Walter Becker de Steely Dan y publicado bajo Geffen Records. Fue muy bien recibido y logró alcanzar el Top40 de las listas. Al año siguiente recibió un Grammy por su remake con Dr. John de 'Making whopee'.

En 1991 publicó 'Pop Pop', un álbum con una ecléctica selección de versiones con arreglos orquestales que van desde un tema de Hendrix ('Up from the skies') hasta uno de Peter Pan ('I won't grow up'). En el álbum colaboraron conocidos músicos de jazz como Charlie Haden, Joe Henderson y Robben Ford. En su trabajo autoproducido de 1993, 'Traffic from Paradise' explora territorios más personales, escribiendo canciones autobiográficas en un momento en el que atravesaba un amargo divorcio de su pareja Navet-Mayer. En Billboard se podía leer: "'Traffic from Paradise' es un disco casi perfecto sobre la imperfección humana"

En 1995 publicó 'Naked Songs' un concierto acústico en el que la cantante se acompaña únicamente de la guitarra y el piano. Dos años después, con Reprise Records, Rickie experimentó con el trip hop y la música electrónica en el álbum 'Ghostyhead' (1997) grabado en colaboración con Ricky Jones, lo que expuso su música a nuevas generaciones. A pesar de las excelentes críticas (muchos consideran 'Ghostyhead' el mejor trabajo de Rickie) las ventas fueron escasas.

En el año 2000 se publicó 'It's Like It Is'. Como en su anterior trabajo de 1991, 'Pop Pop', contenía versiones, pero ésta vez Rickie imprimía un sello particularmente personal en ellas dando rienda suelta a sus capacidades vocales. El álbum recibió una nominación al Grammy por 'mejor álbum vocal de pop tradicional'.

Concentrada durante años en la educación de su hija, hasta 2003 no publicó un nuevo álbum con canciones nuevas, 'The Evening Of My Best Day'. Tras un nuevo paréntesis de cuatro años publicó 'The Sermon On Exposition Boulevard'. Desde entonces apareció 'Balm in Gilead' en 2009 y en septiembre de 2012 apareció 'The Devil You Know', otro álbum de versiones producido por Ben Harper. El año 2015 fundó su propio sello discográfico: The Other Side of Desire Records, en el que publicó en junio su más reciente trabajo, llamado como el sello: 'The Other Side of Desire', su primer álbum con temas propios originales desde 2003.

No hay comentarios:

Publicar un comentario