12 diciembre 2016

Dickey Betts


Hoy cumple 73 años el cantante, guitarrista y compositor Dickey Betts, nacido en Bradenton (Florida), conocido por haber sido uno de los fundadores y uno de los guitarras solistas del grupo de rock sureño Allman Brothers Band.

Considerado uno de los guitarristas más influyentes de todos los tiempos, Dickey demostró en Allman Brothers junto a Duane Allman que dos guitarras solistas no eran incompatibles en escena. Sus contrapuntos y armonías a dos voces fueron una de las características de la banda añadiendo Dickey un toque country al estilo jazz-blues de Allman en los primeros álbumes, 'The Allman Brothers Band' (1969) y 'Idlewild South' (1970). Desaparecido Duane, Betts quedó como único solista del grupo y pasó a tener más peso en las composiciones y en las voces solistas. Entre sus temas más destacados se encuentran 'In memory of Elizabeth Reed', 'Blue sky', 'Ramblin' man' y el magnífico instrumenntal 'Jessica', dedicado a su hija recién nacida, y por el que los Allman Brothers recibieron un Grammy.

En 1974 publica su primer álbum en solitario, 'Highway call', al que seguirían otros como 'Dickey Betts & the Great Southern', (1977), 'Atlanta's Burning Down' (1978), 'Pattern Disruptive' (1988) acompañado o bien de The Great Southern o de la Dickey Betts Band, aunque permaneció en las distintas formaciones de Allman Brothers , grabando álbumes como 'Enlightened Rogues' (1979), 'Seven Turns' (1990) o 'Shades of Two Worlds' (1991), en el que Betts cobra su mayor protagonismo en la historia de la banda, hasta finales de los noventa, en que el divorcio con el grupo fue definitivo y es expulsado de los Allman Brothers.

El año 2000 Dickey reforma su banda y en 2001 aparece el álbum 'Let's Get Together'. En 2005 se publicó el DVD 'Back Where it All Begins: Live at the Rock & Roll Hall of Fame & Museum'. Ya se han cumplido cuatro años desde que Betts anunció su última actuación oficial en Nueva York. Actualmente vive retirado en Sarasota (Florida) aunque ha vuelto a actuar con The Great Southern en cuya formación aparece en ocasiones su hijo Duane Betts.

Dionne Warwick


76 años cumple hoy Dionne Warwick, cantante estadounidense de pop y soul, una de las primeras cantantes afroamericanas que llegó con sus discos a una audiencia que desconocía las barreras étnicas o raciales. A finales de los años sesenta, Warwick vendió la respetable cantidad de doce millones de álbumes y colocó numerosos singles en el Top10, gracias a su asociación con los compositores Burt Bacharach y Hal David.

Nacida como Marie Dionne Warrick en Orange, una acomodada comunidad de clase media de New Jersey. Su madre, Lee, dirigía al grupo de gospel Drinkard Singers y siendo adolescente, Dionne fue requerida en numerosas ocasiones para reemplazar a miembros que faltaban. Por aquel tiempo, la joven Warwick formaría el grupo vocal Gospelaires con su hermana Dee Dee y dos primas. Más tarde asistió al Hartt College of Music, donde estudió canto, piano y teoría musical. Al mismo tiempo trabajaba haciendo coros para Sam Taylor y los Drifters, entre otros.

Dionne y Burt Bacharach
En 1959, mientras grababa unas sesiones para los Drifters, un por entonces desconocido compositor llamdo Burt Bacharach se fijó en ella. "Su voz resaltaba sobre las demás," -recordaba Burt en Ebony- "lo que me llamó la atención. Después descubrí que tenía 'algo'. Una elegancia y gracia haciendo las cosas que no posee todo el mundo". Bacharach y su socio Hal David la invitaron a grabar algunas de las canciones que habían compuesto y en 1961, Dionne firmaba contrato con Scepter Records.

El año siguiente obtuvo su primer hit, 'Don't make me over', en cuya cubierta apareció por un error de imprenta el nombre de Warwick, apellido que conservaría a lo largo de su carrera. El sencillo tuvo cierto éxito, situación que no volvería a repetirse hasta 1964 con 'Anyone who had a heart' y 'Walk on by', un gran éxito en Gran Bretaña.

Les siguieron otros muchos como 'Trains and boats and planes', 'Message to Michael', 'I just don't know what to do with myself', 'What the world needs now' (1966), 'Alfie', 'I say a little prayer' (1967), 'Do you know the way to San José' (1968), 'This girl's in love with you' (1969) y 'I'll never fall in love again' (1970). En 1971, tras una fuerte disputa con Bacharach, abandonó el sello Scepter.

En su etapa posterior en Warner, sólo consiguió un hit con el tema 'Then came you', de 1974 escrito por Thom Bell y Linda Creed e interpretado en compañía de The Spinners. En la década de los 80, y tras un nuevo cambio de sello discográfico, obtuvo un nuevo éxito con 'Heartbreaker' junto a los Bee Gees. En 1985 participó junto con Elton John, Gladys Knight y Stevie Wonder en el hit 'That's what friends are for'. Dionne ha seguido grabando y actuando hasta la fecha. En 2011 se publicó 'Only trust your heart' (2011), con canciones de Sammy Cahn y su más reciente entrega ha sido 'Now: A Celebration 50th Anniversary Album' (2013).
Dionne Warwick forma parte de una lista de evasores de impuestos en California desde 2007 y en marzo de 2013 se anunció que debido a la imposibilidad de llegar a un acuerdo con la Hacienda estadounidense que le reclama más de diez millones de dólares, Dionne Warwick se declaró en bancarrota. En enero de 2015 fue hospitalizada a causa de una caída en la ducha. Tras ser operada con éxito en la cadera se recuperó satisfactoriamente.

Connie Francis


Hoy cumple 78 años la cantante norteamericana de origen italiano Connie Francis, nacida en Newark (New Jersey) con el nombre de Concetta Rosa Maria Franconero, considerada una de las artistas mas prolíficas de pop y rock and roll. A finales de los años cincuenta y principio de los sesenta, era la artista femenina que más discos vendía.

Nació como la primera hija de una pareja italoamericna de la clase obrera. Su padre era aficionado a la música y solía ser el showman en las fiestas familiares. Su frustración por no haber llegado a ser un artista la palió preparando a su hija bien joven para ello y con tres años, Concetta ya tocaba el acordeón. Su poderosa y afinada voz pareció prometer aún más y su padre no perdía la oportunidad de buscar ocasiones y eventos en los que su niña pudiera demostrar su talento.

En 1950 la joven acordeonista y cantante había ganado el primer premio en el programa de cobertura nacional Talent Scouts, dirigido por Arthur Godfrey. Fue este quien le sugirió el cambio de nombre al definitivo Connie Francis, con el que debutó en el programa juvenil de variedades. Permaneció allí cuatro años, convirtiéndose en una veterana de la pequeña pantalla; al mismo tiempo, cuando cumplió los dieciséis años, sus mánagers se daban cuenta de que sus días de niña prodigio del espectáculo estaban contados. Pero Connie, con un carnet falsificado, comenzó a cantar en night clubs y bares, además de grabar maquetas que enviaba a los sellos discográficos con la esperanza de lograr un contrato.

Por fin, en 1955 logra firmar con MGM Records. Los siguientes dos años grabó una decena de singles, comenzando por 'Freddy', que no llegaron a ninguna parte. Este fracaso, unido a sus fallidas audiciones para musicales y shows de radio y TV, convenció a Connie de abandonar sus intentos y realizar un curso de producción televisiva en la universidad de Nueva York. Pero áun le quedaba un disco que grabar para MGM según su contrato, por lo que grabó una de las canciones favoritas de su padre, un tema de 1923 llamado 'Who's sorry now?'. La canción alcanzó el número 1 en las listas del Reino Unido y fue Top5 en Estados Unidos. Vendió más de un millón de copias lanzando de la noche a la mañana a Connie Fancis a la fama.

A 'Who's sorry now?' le siguieron una serie de hits en la siguiente década convirtiendo a Connie en una de las artistas más famosas de la época y del mundo: 'Stupid cupid' (1958), 'Lipstick on your collar' (1959), 'Everybody's somebody's fool' (1960), 'Where the boys are' (1961), 'Don't break the heart that loves you so' (1962).
Connie grabó en nueve idiomas durante su carrera incluyendo inglés: italiano, francés, alemán, japonés y español; en este último hizo la adaptación de muchos de sus éxitos logrando un éxito notable y sus versiones de 'Malagueña', 'Solamente una vez', 'Siboney' y 'Granada' fueron muy populares en el mundo hispano.

Con la llegada de los Beatles en 1964, la estrella de Connie se apagó y, después de un periodo de inactividad a principios de los setenta, regresó con el tema 'The answer' (1973), una contestación al hit de Dawn 'Tie a yellow ribbon around the ole oak tree', volviendo a actuar de nuevo. Tras uno de sus shows en Nueva York, en noviembre de 1974, Connie fue asaltada y violada en el motel donde se hospedaba. Aunque le ganó un juicio a los propietarios del motel por no tener las debidas normas de seguridad, que le reportó 3 millones de dólares, el violador nunca fue capturado y este suceso marcó a Francis el resto de su vida. Las desgracias no acabaron ahí para Connie. En 1977, una operación de cirugía plástica en su nariz le dañó la voz y en 1981 su hermano menor, un abogado, apareció muerto ejecutado al estilo de la Mafia.

Aquello terminó de desequilibrar a Francis y en 1983 fue internada por su padre en una institución psiquiátrica, donde se le diagnosticó un trastorno maníaco-depresivo. De vuelta en casa, no tomaba su medicación con regularidad, por lo que los años ochenta estuvieron llenos de eufóricas subidas de ánimo seguidas de bajones depresivos. Protagonizó varios altercados y peleas, intentó suicidarse en repetidas ocasiones y sufría delirios paranoicos. Por fin, una nueva medicación pareció ponerla de nuevo en el buen camino. En 1989 grabó unas sesiones con nuevas versiones de sus éxitos y volvió a los escenarios. El año 2013 seguía llenando salas en San Francisco y Las Vegas.