01 febrero 2017

Chris Clark


Hoy cumple 71 años Chris Clark, cantante norteamericana de 'northern soul', apodada 'la negrona blanca' (ella lo consideraba un cumplido) que grabó numerosas canciones en los años sesenta en el sello V.I.P., filial de Motown. Fue la respuesta americana a Dusty Springfield.

El apodo le vino porque Chris, con sus 183 cm de estatura, su larga y rubia melena y sus ojos azules era la única artista blanca que actuaba en las giras con el resto de sus compañeros de sello, predominantemente afroamericanos. Sólo tuvo un hit en las listas de R&B, 'Love's gone bad', pero sigue siendo muy recordada por los fans del Northern Soul por temas como 'Do right baby do right' (1965) y 'I want to go back there again' (1967)

En 1967 publicó un álbum, 'Soul Sounds' que contenía 12 canciones, entre ellas una balada escrita por Berry Gordy Jr, 'If you should walk away' que estaba prevista para editar en single, pero finalmente no lo fue. Clark grabó un álbum más en el sello subsidiario de Motown dedicado al rock Weed, llamado 'CC Rides again' (1969), pero fue un fracaso comercial debido principalmente a la falta de promoción de Motown. Fue el único álbum publicado bajo ese sello y hoy es una buscada pieza de coleccionista.

En 1972 coescribió el guión del film 'Lady sings the Blues', protagonizada por Diana Ross, por lo que recibió una nominación a los Oscar. Actualmente se dedica a la fotografía y sigue actuando ocasionalmente en pequeños clubs de Europa y EEUU.

Enrique Guzmán


Hoy cumple 74 años el cantante mexicano Enrique Guzmán, nacido en Caracas (Venezuela). Como miembro de los Teen Tops y como cantante en solitario fue uno de los artistas mexicanos más populares.

La explosión del rock'n'roll en los años cincuenta arrasó en todo el mudo y cada país creó sus propios ídolos autóctonos: Celentano en Italia, Cliff Richard y Tommy Steele en el Reino Unido, Halliday en Francia... A España el rock'n'roll llegó de la mano de dos grupos latinoamericanos, los cubanos Los Llopis y los Teen Tops, procedentes de Mexico capital. Enrique Guzmán era el cantante de este grupo de adolescentes que con sus versiones en castellano de los éxitos rock norteamericanos consiguieron éxitos en España con temas como 'La plaga', 'El rock de la cárcel', 'Confidente de secundaria', 'Buen rock esta noche', 'Rey criollo', 'Lucila', 'Largirucha Sally', 'Popotitos' etc.

En 1961 siguió en solitario y con el EP 'Mi corazón canta' triunfó tanto en España como en Latinoamérica. A este éxito siguieron otros como 'Cien kilos de barro', 'Dame felicidad', 'Tu cabeza en mi hombro', 'Gotas de lluvia' y 'Más'. Dio el salto a la pantalla grande y protagonizó películas, algunas de ellas en España, como 'Sor ye-yé' y 'Acompáñame', con Rocío Dúrcal.

Estuvo casado con la actriz Silvia Pinal, famosa por su trabajo con Buñuel. Con Silvia tuvo un programa de variedades en México llamado 'Silvia y Enrique' y continuó actuando en varias películas. Es padre de la también cantante Alejandra Guzmán, a la que llaman la 'reina del rock hispano'. En 2008 Enrique formó parte del jurado de 'críticos' en el teleconcurso 'La Academia'.

Bob Shane


Hoy cumple 83 años el músico norteamericano Bob Shane, nacido en Hilo (Hawaii) único superviviente del trío de folk The Kingston Trio, que entre 1957 y 1967 fueron muy populares en EE.UU. y figuras fundamentales del 'folk revival' de principios de los sesenta. El Kingston Trio fue uno de ese puñado de artistas que alteraron completamente la definición de música popular, redefiniendo el papel de la música folk, convirtiéndola en mercancía de consumo y creando una demanda -inexistente hasta entonces- de jóvenes que cantaban con sus banjos y guitarras canciones folk en armonía.

Bob Shane
Shane conoció a Dave Guard en la escuela de Honolulu, donde ambos aprendieron a tocar el ukulele. En 1952 asistieron a la Universidad de Palo Alto (California) y allí trabaron amistad con Nick Reynolds, que tocaba la guitarra y las congas y era un gran aficionado a las canciones folk y calypso. Comenzaron a actuar juntos en el campus, a veces como trío y otras como cuarteto e incluso octeto, llamándose Dave Guard and the Calypsonians, pero al acabar los estudios, Shane, volvió a Honolulu para trabajar en el negocio familiar. Guard y Reynolds continuaron con el grupo, llegando a ser muy populares en el área local como The Kingston Quartet junto a Joe Gannon (bajo) y Barbara Bogue (voz).

The Kingston Trio (1958)
En 1957 recibieron una oferta de un publicista, Frank Werber, interesado en representarlos. Gannon y Bogue abandonan el cuarteto por lo que Guard y Reynolds deciden llamar a Bob Shane para que se les uniera al proyecto. Shane, que en solitario había realizado pequeñas actuaciones como imitador de Elvis en Honolulu, aceptó de inmediato, y se trasladó a California. En los siguientes meses, Werber tuvo a los chicos ensayando ocho horas diarias un ecléctico repertorio que incluía temas de folk tradicional inspirados en The Weavers, temas calypso inspirados en la música de Belafonte -muy popular en la época- y temas de otros países, que sugerían los tres. Guard se encargaba habitualmente de los arreglos.

Shane, Guard y Reynolds en 1959
También perfeccionaron los comentarios -aparentemente improvisados y espontáneos, pero muy medidos- que solían hacer entre canción y canción en los shows, así como sus voces, que recibieron el entrenamiento de la profesora de canto Judy Davis. Tras su debut en el Purple Onion de San Francisco, Werber les buscó contratos en Chicago, Nueva York y Boston, donde triunfaron con sus actuaciones. En 1958 graban su primer álbum en Capitol Records, 'The Kingson Trio', que contenía el tema 'Tom Dooley', una canción tradicional de los montes Apalaches de autor desconocido, que había sido grabada por primera vez en 1929. La canción editada en single, fue nº1 en varios países y al año siguiente recibió el disco de oro en USA.

Otros temas del álbum, que gracias al éxito de 'Tom Dooley' también fue nº1 y disco de oro permaneciendo 195 semanas en las listas Billboard, fueron, entre otros: 'Scotch & Soda', una canción que aprendió Guard cuando era joven y cuyo compositor sigue siendo desconocido a día de hoy, las tradicionales 'John B' y 'Santy Anno' y el tema de Woody Guthrie 'Hard, ain't it hard'.

Here We Go Again (1959)
Sus siguientes cuatro álbumes, 'At Large', 'Here we go again!' (1959), 'Sold out' y 'String Along' (1960), igualmente alcanzaron el nº1 y contenían temas populares del trío como 'MTA', 'A worried man', 'El matador', 'Raspberries, strawberries', 'Bad man plunder' y 'Everglades'. En abril de 1961, Dave Guard abandona el trío y fue sustituido por el joven de 21 años John Stewart, miembro de los Cumberlnad Three, uno de tantos grupos similares que habían surgido tras el éxito inicial del Kingston Trio.

Los seis años siguientes seguirían grabando hasta una decena de álbumes en Capitol y Decca. Visto en perspectiva su repertorio fue mucho más osado de lo que se pudiera suponer en un grupo folk: Introdujeron 'It was a very good year' en 1961, más tarde un standard en la voz de Sinatra; fueron los primeros en ver el potencial de las canciones del belga Jacques Brel en lengua inglesa grabando 'Seasons in the sun' en 1963; fomentaron las carreras de jóvenes autores como Hoyt Axton ('Greenback dollar'), Rod McKuen ('Ally Ally oxen free', 'The world I used to know') y Billy Edd Wheeler ('Reverend Mr Black').

Reynolds, Stewart y Shane
Y quizás la mejor presentación fue dar a conocer a su gran audiencia una de las canciones más conmovedoras que se han escrito, la balada antimilitarista 'Where have all the flowers gone?', de Pete Seeger. Aún así el Kingston Trio, encontró muchos críticos en la comunidad tradicional del folk, aquellos a los que Dylan llamó una vez "los puritanos de izquierdas que se creen dueños de la música folk", que despreciaban la autoimpuesta neutralidad política de sus actuaciones.

En 1967 se tomaron un descanso, y mientras Reynolds se retiraba a Oregon, donde desarrollaría diversas actividades de negocio los siguientes 20 años y Stewart se concentró en su carrera de cantautor, Shane continuó en el mundo del espectáculo y desde 1969 hasta 1976 formó diferentes grupos con el nombre The New Kingston Trio, en el que con diversos músicos recreaba las canciones del famoso grupo. En 1976 consiguió adquirir los derechos del nombre original y desde entonces The Kingston Trio ha seguido actuando con Bob Shane al frente con diversas formaciones. Actualmente The Kingston Trio siguen activos, aunque Shane no los acompaña ya en todas las actuaciones y suele confiar en el buen hacer de sus elegidos: Rick Dougherty, Bill Zorn y George Grove.