17 mayo 2017

Taj Mahal


Hoy cumple 75 años Taj Mahal, músico de blues nacido en Harlem. De formación autodidacta, este multi-instrumentista ha contribuido en sus cincuenta años de carrera explorando las raíces y ramificaciones del blues, a redefinir el género, fusionándolo con estilos no propios como los sonidos caribeños, africanos y del Pacífico Sur. Aunque anclado al blues acústico de preguerra, su visión ecléctica y abierta y su incorporación al world beat preparó una nueva generación de músicos pertenecientes a una tradición musical en peligro de extinción.

Nacido Henry Saint Clair Fredericks, es hijo de un inmigrante caribeño pianista de jazz que llegó a escribir arreglos para Benny Goodman. Su madre, Mildred Shields, era maestra en una escuela de Carolina del Sur. A pesar de su origen sureño y caribeño, Henry también recibió influencias de música con raíces europeas y africanas y a través de sus padres entró en contacto con el gospel y las canciones de Ella Fitzgerald, Sarah Vaughn, Mahalia Jackson y Ray Charles. Asimismo a través del receptor de radio de su casa conoció las obras de Leadbelly y Lightnin' Hopkins, así como los primeros rockeros como Chuck Berry y Bo Diddley.

Siendo aún un niño, su familia se mudó a Springfield (Massachussetts), donde Henry, animado por sus padres, aprendió a tocar piano, clarinete, trombón y armónica y a interesarse profundamente en la música africana. Con once años fue testigo de la muerte de su padre en un accidente laboral, hecho que le afectó profundamente, refugiándose en la música. Su madre se volvió a casar y su padrastro poseía una guitarra que Henry comenzó a usar con trece años. Uno de sus vecinos, Lynwood Perry, nieto del célebre bluesman Arthur 'Big Boy' Crudup, le dio sus primeras clases con el instrumento, al mismo tiempo que el joven músico seguía escuchando por la radio a jazzmen como Ilinois Jacquet y Ben Webster.

Ry Cooder y Taj Mahal
Ingresó en la Universidad de Massachussetts para estudiar agricultura y ganaderia y en 1960, aprovechando el revival folk-blues que surgió en Estados Unidos, formó su primer grupo, Taj Mahal and the Elektras. Actuó en el festival de Newport donde tuvo la oportunidad de ver en directo a músicos de blues tradicional, lo que le reafirmó para elegir la guitarra acústica como instrumento principal. Tras graduarse en 1964 se trasladó a Los Angeles donde formó la banda Rising Sons con Ry Cooder. Firmaron con Columbia Records y el sello no tenía claro cómo etiquetar el country blues eléctrico que ofrecían, por lo que la mayor parte del material grabado permaneció sin publicar (hasta 1992), excepto un single, 'Candy man'. Además el hecho de ser una de las primeras bandas interraciales de la época hizo que fueran un producto inviable comercialmente. 

'The Real Thing' (1971)
Tras la disolución de Rising Sons, Taj Mahal permaneció en Columbia y en 1968 publicó su álbum debut homónimo, al que siguió 'The Natch'l Blues' (1969), ambos muy bien recibidos por la crítica. Con su tercer trabajo, el doble mitad acústico, mitad eléctrico 'Giant Step' terminó de afianzar su reputación de bluesman moderno y único. Siguió explorando nuevos terrenos musicales y en el directo 'The Real Thing' (1971) añadió el sonido de las tubas de Nueva Orleans, mientras que en 'Happy Just to be Like I Am' (1972) incorporó ritmos caribeños.

En 1973 grabó la banda sonora del film 'Sounder' y al año siguiente publicó 'Mo'Roots', con fuertes influencias reggae. Los últimos álbumes que grabó con Columbia ya poco tenían que ver con el blues, tras haber recogido por el camino tantos estilos y géneros que acabaron difuminando las escasas raíces de su country blues inicial. En 1976 firmó con Warner, sello en el que publicó tres álbumes en un solo año, 'Music Fuh Ya', 'Evolution' y 'Brothers', otra banda sonora para la película del mismo nombre.

En los años ochenta, sin contrato discográfico y en plena era del heavy metal, Taj se trasladó a Hawaii donde pasó unos años alejado del negocio y actuando con una banda amateur de la isla llamada Hula Blues Band. En 1987 retornó al primer plano con 'Taj' y seguidamente grabó 'Shake Sugaree' el primero de una serie de álbumes para niños grabados con su hija Deva Mahal


En los años noventa firmó con Private Music y grabó varios álbumes de R&B y rock pop como 'Like Never Before' (1991), 'Dancing the Blues' (1993) y 'Phantom Blues' (1996), que incluía colaboraciones de Eric Clapton y Bonnie Raitt.

En 1997 recibió su primer Grammy por el álbum 'Señor Blues' y en el año 2000 recibió el segundo por 'Shoutin' In Key'. Su siguiente proyecto nació de su experiencia en Hawaii durante los años ochenta y para la grabación de 'Sacred Island' contó con la Hula Blues Band. Siguieron 'Taj Mahal and the Hula Blues' ese mismo año y 'Hanapepe Dream' en 2003. Este último contenía versiones poco convencionales de temas como 'All along the watchtower' de Dylan o 'Stagger Lee' de John Hurt y fue el primer álbum de Taj Mahal que apareció en su propio sello, Kan-Du.

En 2008 apareció 'Maestro', con colaboracions de Ben Harper, Jack Johnson, Ziggy Marley, Los Lobos y Angelique Kidjo. Si la fusión de géneros como el blues, Zydeco, gospel, reggae y ritmos latinos parece hoy de lo más cotidiano, es gracias a pioneros como Mahal que abrieron las puertas a miles de posibilidades para jóvenes músicos los cuales pretendían expandir su paleta musical más allá del blues tradicional. Su álbum más reciente fue 'TajMo' en colaboración con Keb Mo, publicado en mayo de 2017.

No hay comentarios:

Publicar un comentario