26 septiembre 2012

Julie London


El 26 de septiembre de 1926 nació en Santa Rosa (California) la actriz y cantante de jazz Julie London, cuya imagen de sensualidad felina y sugerente y el estereotipo de chica de calendario ('Calendar Girl' es precisamente el título de un disco suyo de 1956), fue explotada sistemáticamente en las portadas de sus álbumes.

Nacida como Julie Peck, sus padres trabajaban en la radio y en el vaudeville, así que no es extraño que hiciese su debut ante los micrófonos en una emisora de San Bernardino con sólo tres años. Con quince años dejó los estudios para trabajar como ascensorista en un edificio en Hollywood, donde conoció a su futura agente Sue Carol, quien la ayudaría a iniciarse en su carrera como actriz. Julie realizó pequeños papeles en Jungle Woman (1944) y Nabongna (1945) y comenzó a llamar la atención tras su papel en The Red House con Edward G. Robinson. También se estrenó como cantante con la orquesta de Matty Malneck, pero su carrera musical se vio interrumpida a causa de su matrimonio con Jack Webb (1947-53). Cuando la actriz se convirtió en una estrella con Dragnet, también dejó de actuar.

Tras su divorcio, London evitó ser vista en público. Pero eso cambió en 1955. Había conocido al compositor y músico de jazz Bobby Troup, autor del tema 'Route 66', quien, tras oírla cantar en una fiesta privada la animó a retomar su carrera musical. Julie comenzó a actuar, acompañada del guitarrista Barney Kessel en el club 881 de Los Angeles. Grabó 'Cry me a river', un tema escrito por un amigo de la infancia, Arthur Hamilton, y asimismo apareció en el film 'The girl can't help it' cantándola. El single vendió más de tres millones de copias y ayudó a que el primer álbum de Julie, 'Julie is her Name' fuera un gran éxito. London fue votada la cantante más popular de Billboard desde 1955 hasta 1957.

En diciembre de 1959 se casó con Bobby Troup, que además se convirtió en su mánager. Su atractivo como cantante residía esencialmente en su particular voz. Canciones como 'I'm in the mood for love' y 'My heart belongs to daddy' no solamente funcionaban bien con su voz, también potenciaban su imagen de cantante sexy, de cantante de cocktail elegante. Para Liberty, grabó entre 1955 y 1969, cerca de una treintena de discos, algunos tan extraordinarios como el mencionado 'Julie is her Name', 'Julie...at Home' (1960), o el excelente 'All Through the Night' (1965). Con magníficos acompañantes siempre, y bajo la batuta de excelentes compositores como Jimmy Rowles o André Previn, Julie London transmitía en sus baladas una carga de erotismo que su voz, sutilmente aprovechada, ayudaba a realzar.


Las portadas de sus discos, que a menudo mostraban a Julie con los hombros desnudos o en poses sugerentes, además de reforzar el look, se convirtieron en piezas de coleccionista. London a menudo bromeaba sobre el hecho de que pasaban más tiempo preparando la portada que grabando su música.

Gary Cooper y Julie London
Gracias a los éxitos de su carrera discográfica, London comenzó a recibir ofertas para papeles importantes en el cine. En 1956 recibió excelentes críticas por su papel como cantante alcohólica en 'The Great Man' y en 1958 co-protagonizó 'Man in the West' (El hombre del oeste) junto a Gary Cooper. También apareció en numerosos shows de TV incluyendo el Bob Hope Show, The Dinah Shore Show, y el Perry Como Show. Sin embargo, en los sesenta las ofertas disminuyeron y en 1961 trabajaría en su última película.

Aunque continuó actuando y grabando lo que muchos llamaban 'música de las tres de la madrugada', su estilo pasó de moda según avanzaba la década y para desencanto de sus fans, grabó su último álbum, 'Yummy, Yummy, Yummy' en 1969. Entre 1972 trabajó en la serie de TV Emergencias! encarnando a la enfermera Dixie McCall. La mayoría de los que se encariñaron con el personaje, no tenían ni idea sobre el pasado de Julie como cantante. Realizó su última grabación con una versión de 'My funny Valentine' para la banda sonora de Sharky's Machine (La brigada de Sharky) en 1981.
A continuación se retiró y pasó el tiempo junto a su marido y sus siete hijos -los que tuvieron en común mas los procedentes de anteriores matrimonios- en Los Angeles. Bobby Troup murió en 1999 y Julie un año después, en octubre de 2000 a los 74 años.

No hay comentarios:

Publicar un comentario