21 julio 2016

Kay Starr


El 21 de julio de 1922 nació en Doughery (Oklahoma) la cantante de jazz y pop norteamericana Kay Starr, que durante los años cincuenta tuvo varios éxitos en las listas de EEUU, entre ellos los nº1 'Wheel of Fortune' y 'The Rock and Roll Waltz'. Logró éxito en todos los géneros que acometió en su carrera, pero sus verdaderas raíces se encontraban en el jazz. Billie Holiday llegó a decir de ella: "Es la única blanca que sabe cantar blues"

Kay nació en una reserva de Oklahoma como Katherine Laverne Starks, Su padre, indio iroqués, consiguió un trabajo en Texas y la familia se mudó a Dallas. Su madre, también india con sangre irlandesa, se dedicó a la cría de pollos. Con pocos años, Katherine ya se ponía frente al corral cuando volvía de la escuela y les cantaba a las gallinas sus melodías. Su tía Nora impresionada con el talento de la niña, arregló una audición en una emisora de radio local y la inscribió en un concurso semanal de jóvenes talentos musicales.

Katherine ganó semana tras semana y la emisora le concedió tres programas semanales de quince minutos. Con diez años ya ganaba tres dólares por sesión (lo que en época de la Gran Depresión era un buen dinero). Su padre consiguió un trabajo en Memphis, y allí Kay siguió apareciendo en la radio y recibiendo numerosas cartas de admiradores. Como la mayoría solía escribir su nombre incorrectamente, decidió simplificarlo y a partir de entonces comenzó a llamarse Kay Starr. Contando ella 15 años, llegó a la ciudad la orquesta de Joe Venuti, que había sido contratada por el Hotel Peabody. Ante la exigencia de estos de que la orquesta contara con una cantante (Venuti carecía de ella) y habiendo oido su road manager a Kay en la radio, se pusieron en contacto con sus padres para contratarla.

Joe Venuti y Kay Starr
Aunque los primeros años Kay tenía que estar de vuelta en casa antes de las doce, permaneció en la orquesta de Venuti hasta su disolución en 1942. En 1939 también tuvo breves apariciones en las orquestas de Bob Crosby y Glenn Miller, en las que cantó en alguna ocasión sustituyendo a la cantante oficial por enfermedad.
A continuación se trasladó a Los Angeles y trabajó con la banda de Wingy Manone. Desde 1943 hasta 1945 cantó en la orquesta de Charlie Barnet y tuvo que retirarse un año para dar descanso a su voz y sus cuerdas vocales, muy castigadas por el exceso de trabajo.

En 1946 se hizo solista y al año siguiente firmó un contrato con Capital Records, que ya tenía en nómina a otras solista femeninas como Peggy Lee, Ella Mae Morse, Jo Stafford y Margaret Whiting, por lo que no fue fácil buscarle un hueco a Starr. Cuando en 1948 el sindicato de músicos americano amenazó con una huelga, Capitol puso a todos sus artistas a grabar una gran cantidad de material para tener algo que vender por si se producía el paro. Pero Kay era una recién llegada y sus canciones favoritas fueron entregadas a las otras artistas, quedándole a ella una lista de viejas canciones que nadie quería grabar, como su primera entrada en listas, 'You were only foolin' (While I was falling in love)'.

En 1950 Starr hizo un viaje a su pueblo natal y allí escuchó una grabación del violionista Roy Acuff interpretando el tema de Pee Wee King, 'Bonaparte's Retreat'. Le gustó tanto, que se empeñó en grabarlo, por lo que se puso en contacto con Roy Acuff y su editora en Nashville. Como la pieza era instrumental, Acuff, encantado con la idea de Starr, escribió una letra para la ocasión y 'Bonaparte's Retreat', en versión de Kay, llegó a vender cerca del millón de copias.


Otros éxitos de Kay para Capitol fueron: 'Hoop-dee-doo', 'I'll never be free' (con Tennessee Ernie Ford), su hit de 1952: 'Wheel of fortune' (nº1 durante diez semanas), 'Comes a-long a-love' (nº1 en el Reino Unido en 1952), 'Side by side' (1953) y 'If you love me (Really love me)' (1954).

Seguidamente firmó contrato con RCA Records, sello con el que permaneció hasta 1959. Durante estos años, la aparición del rock and roll distrajo mucho el mercado musical, por lo que Kay perdió popularidad y su único éxito en esa época fue 'The rock and roll waltz', nº1 en EEUU e Inglaterra, un tema que se puede ver tanto como un intento de cantar en el nuevo género, como una parodia del mismo. En los sesenta volvió a Capitol, aunque su carrera en el pop ya estaba extinta.

Kay Starr ha sido asimismo una magnífica cantante de jazz, muchas veces ignorada a causa de sus éxitos pop. Grabó varios álbumes de jazz vocal como 'Movin' (1959), 'Losers, Weepers...' (1960), 'Kay Starr: Jazz Singer' y 'I Cry By Night' (1962), así como uno de country, 'Just Plain Country' (1962), siendo de las primeras vocalistas femeninas en cantar música country. Tras abandonar por segunda vez Capitol Records, Kay siguió grabando álbumes de jazz y country en pequeños sellos, como 'How About This' junto a Count Basie en 1968 y 'Back to the Roots' en 1975. Su primer álbum en directo, 'Live at Freddy's' se publicó en 1997. Residía en Bel Air (California) y en 2013 seguía actuando. A pesar de haberse casado seis veces, sólo tuvo una hija y una nieta. Murió en noviembre de 2016 a los 94 años.

No hay comentarios:

Publicar un comentario